Nuestra Catedral

Una de las obras monumentales de Monseñor Juan José Maíztegui, se puede decir la más titánica, fue convertir la vieja Iglesia de la Inmaculada Concepción del P. Volk en la nueva Catedral de la Inmaculada Concepción la cual se convertía en la sede del vicario de Darién, Colón y el Archipiélago de las Perlas.

En el año 1921 el Arquitecto Municipal Octavio Jaén hizo los estudios pertinentes de la antigua Iglesia de la Inmaculada; condenándola a la destrucción por su avanzado deterioro. En estos momentos se encontraban los padres Capuchinos encargados de esta parroquia que ya había sido convertida en Catedral.

La primera piedra de la construcción de la Catedral de Colón fue puesta el 1 de septiembre de 1929. Los planos fueron realizados por el arquitecto municipal ya mencionado y las obras fueron dirigidas por el alemán Guillermo Wors. La primera constructora fue Grebien and Martins Co. Y el presupuesto aprobado el 3 de junio de 1927 era de B/.110,000.00 el cual no fue suficiente para cubrir toda la obra.
En cuanto a las donaciones como base fueron dos fuentes: una aportada por la venta de unos terrenos donados por Doña María de Lee Chong, la segunda fuente fueron donaciones obtenidas por Monseñor Juan José Maíztegui en Estados Unidos.

En 1929 se cambió a otra constructora The Wilcox-Cuesta Construction Co.

En cuanto al estilo el dominante era el gótico, resaltando lo florido de los arbotantes, botareles, triforios y pináculos exteriores.

Si vemos la Catedral desde arriba nos daremos cuenta que es una cruz latina con dimensiones bastante libre en la nave central y en el transepto (Crucero). Las columna son poligonales, los capiteles son con sabor clásicos con ornamentaciones vegetales, los arcos son góticos con robustas ondulaciones, el basamento de las columnas poseen una imitación ática. Posee un hermoso ábside propio de las originales catedrales góticas (cuyo objetivo era específico). Luce airosamente en la parte alta de la nave central; arriba de las cornisas que corren de ambos lados, unos catorce hermosos ventanales polícromos (obra de la casa Valdez y Gómez de la habana).

Se dice también que tenía un hermoso órgano el cual ya no existe.
No podemos obviar sus hermosas torres gemelas adornadas por todos sus lados y las terminaciones superiores imitando sigilosamente las características agujas de las catedrales góticas tradicionales.

Se comenta que unas de las Catedrales más bella de América Central y casi la podemos considerar una joya artística de Panamá, aun cuando seamos conscientes que es la imitación de un estilo cuya fuerza y vivacidad se remontan a más de nueve siglos atrás.

Las dimensiones de la Catedral:

Longitud exterior
54 metros

Ancho exterior del transepto
25 metros

Nave central
10.97 metros

Altura total exterior
21.93 metros

Altura de las torres de la fachada
27.43 metros

El rosetón de la fachada
6.9 metros de diámetro

Las tres grandes puertas de la fachada
3.65 x 3.65

Dos puertas laterales
3.65 x 1.82

La reconstrucción de la Catedral:

Siendo una de las Catedrales más hermosas, el pasar de los años y las inclemencias de los tiempos han dado como resultado un progresivo deterioro en su estructura.

Actualmente, con la ayuda de la Zona Libre de Colón, la Catedral, se encuentra en restauración para que pueda regresar a brillar como lo ha hecho desde hace tantos años.